Punto G y Zonas Erógenas que Debes Visitar

punto g

Se dice que el punto G es <la zona> que puede proporcionar placer intenso, y aunque es verdad y depende de cada cuerpo el punto específico, desde hace tiempo se habla también de las zonas erógenas y de cómo estas pueden ayudarte a sentir tanto placer al alcanzar el orgasmo como el punto G e incluso más.

Esta teoría de que pueden llevarte a sentir mayor placer incluso que un orgasmo clitoriano en el caso de las mujeres se debe a que tienen una mayor densidad de terminaciones nerviosas por lo que son muy sensibles y susceptibles a los estímulos de cualquier tipo. La ubicación de estas zonas van dependiendo de cada persona, sin embargo y con el fin de que consigas mayor placer, te daremos la lista de zonas para hombre y las zonas de mujer.

Zonas Erógenas de la mujer

El cuerpo femenino es un lienzo de placer y cada persona debería ir descubriendo sus zonas favoritas, sin embargo las zonas erógenas tienen ubicaciones específicas y hoy queremos invitarte a que las visites todas sola o acompañada.  El punto de conocerlas es que tu y tu pareja o tu misma se decidan a recorrer el lienzo de tu cuerpo y comenzar a estimular estas zonas, se dice que son específicamente sensibles a palmadas y roces pero pueden ponerse creativos y buscar nuevas formas de experimentar el placer.

Zonas erógenas que debes visitar:

  • El Monte de venus: Es la elevación que ves debajo del abdomen estando de pie, su tejido se asocia con los labios externos, por lo que tiene gran sensibilidad. Una ligera presión en la zona y algunos movimientos con delicadeza pueden ser un gran estímulo.
  • Vagina o v: Es un órgano que va de los 8 a los 12 cm en mujeres adultas, conecta al cuello uterino con el vestíbulo vaginal por lo que es una zona con mucho potencial a la hora de estimularla.
  • Orificio de la v: Aquí puedes encontrar una zona súper sensible que se encuentra exactamente entre el fondo de la pared vaginal hacia la pared abdominal, está situada entre el punto G y el cuello uterino. Suena interesante, ¿verdad?.
  • Clítoris: Es el órgano de placer de la mujer, tiene cerca de 8000 terminaciones nerviosas (sí, el doble que el glande del hombre), es del tamaño de un ejote y se encuentra en la parte superior de la vulva en donde se junta con los labios menores. Es una zona que se puede estimular de muchas formas.
  • El punto G: G de dan ganas de estar ahí, es una zona de 2 cm de diámetro. Se encuentra a unos 5 cm al fondo de tu v, está en la pared frontal y la puedes reconocer porque es una zona lisa y acanalada. Prueba estimularla de todas las formas que imagines.
  • Punto U: Se le conoce así porque es la zona a la entrada de la uretra entre el clítoris y tu v. Si estás dudando si estimular la zona, solo queda decir que por ahí pasan muchas terminaciones nerviosas.

 

Zonas erógenas del hombre

Algunas zonas parecen ser las mismas para el hombre y la mujer, sin embargo hay características especiales que debes  tomar en cuenta, además cada cuerpo es diferente y puede tener placer con diferentes estímulos. ¡Prueba todo!.

 Descubre la forma que más disfrutas a la hora de visitar estas zon

  • El Glande: es la representación masculina del clítoris en la mujer, se dice que tiene 4000 terminaciones nerviosas, esto en conjunto con su piel delgada la vuelven una zona muy sensible al tacto.
  • Frenillo: Es la parte que conecta el prepucio con el grande, su sensibilidad es muy parecida a la del glande por lo que es una zona que puede darte gran placer.
  • El cuerpo del pene: Por ahí pasa la sangre cuando hay excitación, y en él se generan las erecciones, debido a ello es una zona erógena que debes visitar pronto.
  • Perineo: Es la parte posterior de los testículos, está entre el ano y el escroto, en esta zona la piel es muy delgada y pasan una gran cantidad de nervios, es la manera externa de estimular la próstata. Es una zona obligada si buscas un extasis de placer.
  • Escroto: El escroto guarda tus dos joyas (testículos), y aunque se debe tratar con mucho cuidado, es una zona erógena ya que debido a la delgada capa de la piel la zona es muy sensible al tacto.
  • Próstata: Es el punto G del hombre, es una glándula muy pequeña ya que tiene apenas el tamaño de una nuez, sin embargo y aunque hay mucho tabú alrededor de ella es una zona de gran placer para el hombre. Se puede estimular de forma externa usando el perineo u interna colocando un dedo en el ano con la ayuda de lubricante. ¡Atrévete!.

Parte de vivir tu sexualidad al máximo es atreverte a experimentar, por eso te invitamos a tomarte el tiempo para visitar tu punto G y las zonas erógenas. Es un pretexto para probar posiciones, juguetes sexuales, y estimulaciones de todo tipo.  Lo único importante es protegerte y dejar de lado los tabús.

 

¡Viva la pasión!. 

También te Puede Gustar


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Inspírate y Síguenos en Instagram